Película recomendada: Descubriendo a Forrester.

Esta tarde he estado viendo “Descubriendo a Forrester”, una película que Antonio nos recomendó en clase.

1210798755_f

Durante toda la película mi cerebro ha estado cargado de pensamientos y de emociones. No he parado de hacerme preguntas a mí misma: ¿Por qué un chico que puede ser tanto, intenta pasar desapercibido, con tal de congeniar con sus compañeros de clase? ¿Por qué ese desprecio, y esos prejuicios de la sociedad hacia las personas de color? La película es antigua, pero es que, en la actualidad, estas cosas siguen sucediendo… ¿Por qué se presupone que por tu apariencia debes ser necesariamente algo? ¿Qué tendrá que ver una cosa con la otra? ¿Por qué las personas que no son capaces de hacer cosas intentan que los que sí son capaces no las consigan? ¿Por qué ese interés tan repentino de un señor mayor, solitario y misterioso, hacia un chico al que solo ve jugar con sus amigos al baloncesto?

He llegado a la conclusión de que siempre hay que tener fe en uno mismo, marcarse metas, tratar de conseguir por todos los medios lo que uno se propone; pero eso no es suficiente. Detrás de eso hay personas que te dan ese empujón para que poco después uno mismo sea capaz de moverse en esto que es la vida. Y siempre habrá alguien (porque es inevitable), que intente que no logres cumplir tus objetivos. Pero, al fin y al cabo, esas personas son momentos puntuales en las vidas de cada uno, no la vida entera, y tarde o temprano, con esfuerzo, las cosas salen bien.

Me llama la atención cómo Jamal, con los 16 años que tiene, tiene un grado tan alto de madurez. Cómo es tan capaz de defender sus ideas y no tener miedo a nada ni a nadie a la hora de expresar su opinión. Es fuerte, aunque en ocasiones un poco arrogante, pero siempre mantiene los pies en la tierra, y honesto al reconocer el talento de otros y querer dejarse ayudar para mejorar.

Hay algunas frases que sin duda no pueden pasar desapercibidas y deben quedarse aquí escritas:

“- ¿Qué se siente?

+ ¿Qué?

– Al escribir como lo hizo.

+ Quizá lo averigues. ”

Esto es como un “hasta que no  lo pruebes no vas a saber lo que se siente de verdad”. Las palabras se quedan cortas, son necesarios otros medios para lograr el entendimiento. Bueno, más que el entendimiento, la comprensión. Esto, se puede extrapolar a la asignatura. No puedes entender una obra, ni una forma geométrica, sin antes analizarla. Qué sentiría Oteiza al experimentar con tizas? Solo podemos saberlo si nos metemos en su pellejo.

“+ ¿Sabes qué es lo que más le asusta a la gente?
– ¿El qué?
+ Aquello que no entiende. Y cuando no entendemos algo, nos basamos en nuestras presunciones.”

William Forrester: “Abandonamos nuestros sueños por miedo a poder fracasar, o lo que es peor, por miedo a poder triunfar .”

Más de lo mismo. Es totalmente cierto. Cuando no entendemos algo, muchas veces nos limitamos a hacer una hipótesis sin comprobarla, y no queremos ir mas allá, muchas veces por miedo a lo que podemos descubrir y por falta de confianza y de seguridad en nosotros, porque no somos conscientes de hasta dónde podemos llegar.

Esta película me ha servido de inspiración y me ha dado muchos ánimos para seguir adelante, con la asignatura y con todo lo demás.

Hace falta también decir, que la música de Miles Davis como banda sonora de la película… ha sido la guinda.

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s